Posts Tagged 'Said Taghzaoui'

Nos hemos decidido por el blanco y negro

46040016comp

Posiblemente es sólo un capricho estilístico, aparentemente justificado por la voluntad de subrayar nuestra mirada de la de los chicos. Pero es eso, un sentimiento de placer absoluto, de nervioso regocijo estético, fruto de imaginarse el paso de una imagen en blanco y negro a otra a color. Un rizo, una fuga, un salto a otro espacio en el que las cosas parecen tomar vida a través de su muerte.

46040014comp
Imagen 6

Nos persigue ese olivo, esas fotos que hemos tomado difuminadas, con ese velo del desenfoque. Si este protagonizará la culminación de la película queremos que se vista de colores, subrayando estos al haber utilizado previamente el blanco y negro.

rodaje beni haruscomp

Al mismo tiempo queremos escapar a varios de nuestro miedos, como hemos dicho nos horroriza la idea de hacer una película simplemente “bonita”. Por otra parte, no nos veo capaces de dominar el color de Marruecos. El color aquí es algo parecido a una gelatina que no puedes sostener de ninguna manera, que se escurre entre los dedos.

Las fotos de esta entrada las ha tomado Ines Thomsen en el viaje que ha hecho con nosotros al campo.

46040007comp
46040029comp
Said Taghzaoui
Anuncios

Cocinando un tajin, 3ª parte: Un buen pollo

DSCI0304

Said Taghzaoui, actor especialista en robos, escapa corriendo con un pollo entre las manos

rodaje pollo

DSCI0307

DSCI0305

DSCI0316

Cocinando un tajin, 2ª parte: El robo de las verduras

DSCI0235
La escena del crimen

Continuamos con nuestra idea de cocinar un buen tajín. Ahora toca filmar el robo de las verduras: el calabacín, la calabaza, la zanahoria y el nabo.

DSCI0230
Adam Mouaouia, monitor de Darna, con Youssef Boughari y Said Taghzaoui

Este es una de los mejores momentos de nuestros rodajes: los actores de la escena piden permiso al dueño de la tienda y le explican en que va a consistir el rodaje, dándole indicaciones de lo que tiene que hacer. Hemos incorporado esta idea al guión del largometraje que preparamos, queremos recoger esa hermosa distancia que existe entre el mundo de la infancia y el de los adultos, que en un país árabe adquiere unos tonos particulares.

DSCI0225
Mohamed Bablouh, uno de los cámaras del grupo, enfocando

En el taller tenemos una enciclopedia de la historia de la fotografía que hojeamos juntos en algunas sesiones. Es el momento de profundizar en ciertas reglas de composición, ver como se declinan nuestras capacidades de percepción. En la primera parte del año hemos querido que se dieran cuenta por sí mismos de las necesidades que surgen a la hora de hacer una imagen. Queríamos que se dieran cuenta de las particulares necesidades de adaptación del cinematógrafo a la realidad.

Bablouh, de 15 años, iniciará este verano unas prácticas laborales en la productora SAOC FILMS “Societé Arabe des Oeuvres Cinématographiques”. Tiene paciencia y determinación, dos condiciones necesarias para ser un buen cámara.

DSCI0226
DSCI0237

Procuramos que todos los integrantes del grupo de rodaje mirén a través del visor para que opinen sobre la construcción de la imagen.

DSCI0245

Cocinando un tajin, 1ª parte: Saïd roba un Tagin y se esconde

dscn0676

dscn06601

dscn0657
dscn0673

dscn0674
dscn0653
dscn06511
dscn0669

dscn0671

La cámara con la que sacamos estas fotos la llevan siempre los niños. En las tres siguientes posa Nabil Dourgal. Detras de ellos, Said Taghzaoui y Acharaf Dourgal se lían a mamporros.

dscn0691dscn0692dscn06931

Primeras filmaciones en la Férme. ¡Necesitamos el sonido ya!

El proyecto, pese a no haber tenido una gran continuidad debido a la falta de material y a la finalización del año escolar, avanza a gran velocidad en lo que al desarrollo del lenguaje se refiere. No han sido muchas las imágenes que hemos filmado hasta ahora pero los chavales ya sienten la necesidad de ficcionar, de estructurar creativamente acontecimientos a los que nos enfrentamos. Hasta ahora las imágenes se suceden en un plano de representación similar al de los primeros films de Jonas Mekas, las veíamos perfectamente estructuradas por bloques, con sus intertítulos. Hemos ido con las cámaras al embalse a bañarnos, hemos filmado las dependencias de la granja, los animales de esta…

Ejemplo: Los chavales quieren filmar la burra que tienen en la granja. Mohamed Hayatz, Bilal Castelani y Said Taghzaoui se suben a ella. Tarek Bakhari filma. El animal resiste como buenamente puede a las estacadas de Bilal. Posan ante la cámara triunfantes. Pero a Said se le ocurre una idea, le propone a Tarek que se haga pasar por un ladrón. El sería el dueño de la burra y le reprendería desde lejos por montarse en su animal. “¡Ey tú! ¡¿Qué estás haciendo con mi burra?!”

Nos parece brillante: eso es lo que estamos buscando exactamente, ese grado de simplicidad en el relato, al mismo tiempo hermoso y con un poso referencial fiel a la realidad.

En Marruecos los niños son adultos y los adultos son niños.

Afortunadamente se van cumpliendo los deseos sobre los que está asentado este proyecto. Nuestros lenguajes cinematográficos, el que están desarrollando los niños y el nuestro propio, están acercándose y a punto de tocarse. Pronto nos expresaremos con una sola voz. Está claro que el sistema de producción que empleamos implica este tipo de relatos, es obvio que de manera secreta provocamos y orientamos a los niños, pero han vivido e interiorizado todas las fases hasta llegar hasta aquí, las han sentido como propias.

Esperamos con verdadera ansiedad el momento para poder comprar un equipo de sonido.














Categorías

Dao Byed en Flickr